Interés General - Móvil

Martes 12 de Septiembre de 2017 - 15:14 hs

Leer en el taxi, una nueva propuesta para tu viaje

La compañía Easy Taxi puso en marcha en algunas ciudades de nuestro país y de Latinoamérica la lectura en movimiento donde sus pasajeros pueden tomar un libro para disfrutar y devolverlo en el próximo viaje. Conocé más detalles en la nota.

  • Imagen ilustrativa

Subir a un taxi y encontrarse con un libro no es algo muy común en nuestra ciudad, pero sí en algunos puntos del país y de Latinoamérica donde las bibliotecas móviles son un éxito.

Se trata de un proyecto de la compañía Easy Taxi o llamado "BiblioTaxi, Lectura en Movimiento" que invita a los usuarios a leerlos mientras viajan. La idea es simple: convertir el taxi en un punto de encuentro para intercambiar libros.

Los usuarios al subir al coche encontrarán un kit en el respaldo del conductor con diversos libros y tendrán la opción de llevarse cualquier libro y devolverlo en el próximo taxi de la compañía que solicite.

 

Esta propuesta surgió como una iniciativa de un periodista brasileño que quería fomentar el gusto por la lectura entre los pasajeros de taxis que utilizan la red Easy Taxi en San Pablo por medio de textos y revistas que se incluyeron en diversas unidades.

Angelo Delle Piane, Country manager de Easy Taxi Argentina, afirmó: "Sabíamos que la iniciativa iba a tener buenos resultados, pero se superaron nuestras expectativas. Muchos de los pasajeros que se tomaron los taxis dejaron sus propios libros para compartirlos con otros usuarios y de esta manera se fueron renovando los títulos. También muchos se quedaron con los ejemplares porque los empezaron a leer en el viaje y se los llevaron para poder terminarlo en sus casas".

En la Argentina ya hay 300 móviles en Buenos Aires y Rosario y tres mil libros inmersos en este proyecto que también está presente en Ecuador, Chile, Colombia y Perú.

 

 

Una linda propuesta que busca lograr que los viajes sean más agradables y placenteros, difundir y promover textos de escritores locales y ofrecer lecturas gratuitas.  ¿Llegará a Santa Fe?

Fuente: La Nación - LT10