Política - a indagatoria

Miércoles 19 de Octubre de 2016 - 19:39 hs

Revés judicial para Cristina y De Vido por fraude en obra pública

La expresidenta deberá declarar el 31 de este mes. El exministro de Planificación está citado para el próximo lunes.

El juez Julián Ercolini rechazó una apelación de Cristina Kirchner contra un fallo que ratificó su citación indagatoria, prevista para el 31 de este mes. La expresidenta había planteado la nulidad de la citación y la acusación de los fiscales Gerardo Pollicita e Ignacio Mahiques quienes la acusaron por fraude en la obra pública. Cristina será indagada por presuntamente haber beneficiado al empresario Lázaro Báez, detenido por lavado de dinero.

A la ex jefa de Estado sólo le queda la opción de recurrir "en queja" ante la Cámara Federal para que revisen su planteo de nulidad de la acusación.

Por otra parte, Ercolini también rechazó un recurso similar al presentado por Julio De Vido, citado en esta causa para el lunes que vine. De Vido también había cuestionado la acusación fiscal así como la citación a indagatoria. Al ser rechazado también ratifican citación a indagatoria.

LAS CLAVES DE LA ACUSACIÓN CONTRA CRISTINA

En su pedido de indagatoria, los fiscales Pollicita y Mahiques, aseguraron que durante los últimos 12 años del gobierno kirchnerista "existió una decisión desde la cúpula del Poder Ejecutivo de enriquecer con fondos públicos al empresario Lázaro Báez". Además señalaron cómo su planificación tuvo origen días antes a la asunción del expresidente Néstor Kirchner en el año 2003. 

Según los fiscales, el gobierno K adjudicó de manera irregular "múltiple y millonaria obra pública vial en la provincia de Santa Cruz, en donde desde el año 2003 y hasta el 2015 el empresario Báez recibió contratación con fondos públicos por más de 16 mil millones de pesos, lo que significó que prácticamente el 80% de las obras adjudicadas en esa provincia".

Para Pollicita y Mahiques, la maniobra consistió en colocar en lugares claves a personas que permitieran llevar adelante las maniobras irregulares. De allí se desprende que, además de Cristina y dos funcionarios que estuvieron en el gobierno de los Kirchner desde el 25 de mayo del 2003, se pida la indagatoria e inhibición de bienes de una treintena de personas entre las que se destacan, el propio Báez, su hijo Martín y Carlos Santiago Kirchner, primo del expresidente, quien fue subsecretario de Coordinación de Obra Pública Federal de la Nación.

"De este modo, ya montada la estructura de funcionarios nacionales que garantizarían los beneficios derivados de la obra pública, la tercera etapa derivó en la selección del territorio en donde se llevaría a cabo, que como dijimos, consistió en la concentración económica de la mayor cantidad de recursos públicos en materia de obra vial en un solo lugar: Santa Cruz, precisamente, la provincia de la que los ex presidentes son oriundos, la que Néstor Kirchner gobernó durante tres mandatos y la que además administran gente de confianza en los últimos 12 años", agregaron.

Fuente: TN